Plaza Rubén Darío

Un privilegiado puente peatonal para admirar los jardines de Recoleta

5'

Compartir
Plaza Rubén Darío

Plaza Rubén Darío

Un privilegiado puente peatonal para admirar los jardines de Recoleta 


Llamada antes Plaza Justo José de Urquiza, la plaza Rubén Darío es conocida por el gran estanque de cemento flaqueado por las Avenidas Figueroa Alcorta y Del Libertador, donde suelen verse veleros, lanchas e hidroaviones a escala. El espacio surgió en la década del 30 al desmantelarse la planta de Obras Sanitarias e instalarse luego el Museo de Bellas Artes. Aprovechando los piletones que dejara la proveedora de aguas de la Ciudad, en 1936 el Intendente Mariano de Vedia y Mitre decidió dejar un estanque público.

Conectando con la vecina Facultad de Derecho se eleva el puente peatonal sobre Figueroa Alcorta diseñado para la Exposición del Sesquicentenario en 1960. Dentro de la plaza destaca el monumento "Canto a la Argentina" dedicado al poeta nicaragüense Rubén Darío que alude a la composición homónima escrita por él. Obra del escultor argentino José Fioravanti, fue emplazada allí como homenaje de la República Argentina al poeta en 1967, centenario de su nacimiento. El grupo escultórico consta de una base de mampostería y un espejo de agua revestido en mármol travertino, del que surge la figura del poeta esculpida en bronce, flanqueada por dos figuras mitológicas. En su coronamiento la imagen de un caballo alado simboliza a Pegaso.

También se encuentra el “Paseo de Esculturas” inaugurado en 2009 con obras como “El Segador” y “El sembrador” de Constantin Émile Meunier, “Héroe Sin Tumba” de Philip Jackson en homenaje a Raoul Gustaf Wallenberg, “Meditación” de Luis Sandrini, “El Hombre parlante” y “Grupo desnudo” de Drivier y “El Centauro Moribundo” de Antoine Bourdelle. La plaza dispone, además, de un sector de juegos infantiles. 


Av. Pres. Figueroa Alcorta 2302, Recoleta | Abierta las 24 h. 


Crédito de foto: María Paula Pia para DisfrutemosBA.